¿Qué hacer con tu cuenta bancaria en Australia cuando te vayas?

¿Estás acabando tu experiencia australiana? Pues antes de nada ¡ánimos! Seguro que tienes un “batiburrillo” de emociones que te trae de cabeza. Pero bueno, mira lo que te vas a encontrar cuando vuelvas a tu país, algunas cosas son muy buenas.

Ahora sí, hablando de las gestiones que tienes que hacer cuando tengas la vuelta cerca, no te olvides de realizar el tax return y cerrar tu cuenta bancaria en Australia. Pero ¿cómo se hace?

¿Por qué cerrar tu cuenta bancaria en Australia?

Es importante que antes de irte de Australia mires cómo tienes que cerrar tu cuenta porque si no:

Te pueden empezar a cobrar comisiones

Ahora mismo no pagas comisiones porque eres estudiante y seguramente te hayas aprovechado del acuerdo que tenemos con algunos bancos para que no pagues comisiones, pero una vez que caduca tu visado, pueden empezar a hacerlo. Si no las pagas tendrás una deuda con un banco australiano.

Pueden cerrar tu cuenta si no la usas

Si tienes ahorros en tu cuenta australiana pero no la usas durante más de seis meses, el banco podría cerrar de oficio tu cuenta y transferir tu dinero al gobierno australiano.

¿Y qué ocurre si te vas de Australia pero tienes pensado volver?

Pues tienes dos opciones, o cerrar tu cuenta y luego volver a abrirla, o negociar con tu banco el mantenimiento de esta. Como ya no tendrás la categoría de estudiante, tu banco te puede ofrecer otro tipo de cuenta, con o sin comisiones dependiendo de los ahorros que dejes, las facturas que tengas domiciliadas, etc.

¿Cómo cerrar tu cuenta bancaria en Australia?

Ten en cuenta que en cada banco ofrecen distintas opciones para cerrar tu cuenta. Lo normal es que todos ofrezcan la primera opción de las que vamos a hablar, pero podría haber otras alternativas.

Cuando vayas al banco lleva siempre tu pasaporte.

Cierras tu cuenta antes de irte

Esto no quiere decir que el día que vayas al banco ya te vayas a quedar sin cuenta. Puedes ir y decirles a partir de qué día el cierre se tiene que hacer efectivo el cierre. Por lo tanto, tendrás margen para seguir usándola o para que te cobren o ingresen dinero (como devolución de impuestos o fianza de alojamiento) que tengas pendientes (siempre que sepas en las fechas en las que sucederá).

Eso sí, siempre ten presente transferirte el dinero de tu cuenta antes de su cierre. Transferwise es una buena opción.

¡Ojo! El resto de las opciones de las que vamos a hablar no las ofrecen todos los bancos, así que infórmate en el tuyo si es posible cerrarla de las siguientes formas:

Autorizar a un amigo

Puedes ir al banco con un amigo que se vaya a quedar en Australia y autorizarlo para que en un momento dado pueda cerrar tu cuenta. Tendréis que ir ambos, y cuidado con dejar tu cuenta en negativo, ya que en este caso tu amigo no podrá cerrarla en la fecha que le indiques.

Por teléfono desde tu país

Ojo con esta opción porque es delicada. Si ya estás fuera de Australia y no puedes recurrir a otra ten en cuenta que te pedirán distintas claves para identificarte. Puede que sea tu Phone Banking Password, que habrás tenido que solicitar con anterioridad de forma presencial en tu banco, o algunas preguntas de seguridad que tuviste que dar cuando abriste tu cuenta.

Vas a tener que hacer una llamada internacional, que es cara, y, además, confiar en que este sistema funcione con tu banco. Por eso, lo mejor es asegurarte antes de irte de que esta opción se puede llevar a cabo y saber exactamente qué te solicitarán por teléfono para poder cerrártela.

Si has venido con Dingoos, seguramente tengas una cuenta en Commonwealth Bank, con ellos es bastante sencillo cerrar tu cuenta por teléfono teniendo tu contraseña para hacer gestiones por esta vía.

¿Aún no tienes claro que quieras volver? Pues mira cómo te podemos ayudar a renovar tu visado de estudiante.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.